Saltar al contenido

Diabulimia

La Diabulimia: un trastorno alimentario

Diabulimia

La diabulimia es un trastorno de la conducta alimentaria que está generando grandes problemas entre jóvenes con diabetes tipo 1, principalmente chicas de entre 15 y 30 años.




Estas personas prescinden de la insulina con el objetivo de mantenerse delgadas, llegando incluso a estados cercanos al coma diabético.

Al no inyectarse insulina, el cuerpo requiere menos alimento, lo cual permite bajar de peso rápidamente a costa de la salud. Esto ocurre ya que al no disponer de la hormona que profiere a las células la capacidad de disponer de glucosa (la mencionada insulina), el organismo debe recurrir a la grasa acumulada para obtener energía.

Este proceso no es inocuo, puesto que en el transcurso de la descomposición de la grasa, se producen ácidos que se acumulan en el riego sanguíneo y en la orina. Un exceso de dichos ácidos puede acarrear daño en la visión y en el sistema renal, los cuales pueden incluso llegar a resultar mortales.

Cómo identificar la diabulimia

Debido a que las personas que padecen diabulimia no muestran conductas típicas de otros trastornos alimentarios como pueden ser los vómitos o la restricción alimentaria, es muy importante conocer los síntomas para poder identificarla en otros si fuera necesario.

DiabulimiaAlgunas señales que pueden indicarnos que podemos estar delante de un caso de diabulimia:

  • Hemoglobina glicosilada consistentemente alta.
  • Problemas derivados por cetoacidosis diabética (CAD).
  • Resultados extraños o inexistentes en los controles de glucemia, manipulando el equipo para hacer las mediciones, por ejemplo.
  • Falta de menstruación o menstruación irregular.
  • Variaciones de peso frecuentes y poco lógicas.
  • Preocupación excesiva por el peso.
  • Patrones de alimentación irregular, saltándose comidas o dejando de comer determinados tipos de alimentos.
  • Malestar a la hora de inyectarse insulina delante de otras personas.
  • Falta de conciencia del problema, llegando a no asistir a las citas con el médico y los especialistas.
  • Depresión, ansiedad o cambios de humor y fatiga.

Cómo ayudar a una persona que padece diabulimia

En palabras de Elsa Espinosa, psicóloga de la Asociación para la Diabetes de Tenerife, el primer paso para afrontar el problema es identificarlo como tal. Es necesario no juzgar a la persona ni acusarla,. Al contrario, debemos sentarnos con ella y enseñarle las señales de su trastorno y sus graves riesgos. A continuación, es imprescindible acudir a profesionales cualificados, tales como endocrinólogos, educadores en diabetes, psiquiatras y psicólogos conocedores de los trastornos de la conducta alimentaria.

La ayuda de dichos expertos, permitirá a la paciente afrontar los dos grandes objetivos para superar el trastorno: controlar la diabetes y estabilizar la masa corporal. Es importante que la persona afectada aprenda nuevas herramientas y recursos para mejorar los hábitos alimentarios y el correcto manejo de la insulina.




 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Referencias:

La información proporcionada en este artículo no reemplaza la relación entre el profesional sanitario y su paciente. En caso de duda, consulte siempre a su profesional sanitario de referencia.

 

Spread the love