fbpx Saltar al contenido

Insulina Y Sus Tipos

 La Insulina y Sus Distintos tipos 

Las personas insulino dependientes deben conocer qué tipos existen y cuándo es el mejor momento para administrarla.

Existen diferentes tipos de insulina

Insulina es una hormona vital para el correcto funcionamiento de nuestro organismo.

La Insulina Algunas personas con diabetes, especialmente aquellas que conviven con diabetes tipo 1, son insulinodependientes.



Esto significa que el páncreas no produce insulina, o que la que produce es insuficiente o de mala calidad para ejercer su función, y por tanto necesitamos obtenerla de forma externa.

En Soluciones para la Diabetes hemos hablado sobre las diferentes formas de administrarnos la insulina: desde las clásicas inyecciones y las bombas de insulina, hasta sistemas más novedosos que buscan dotar a las personas de mayor libertad y autonomía, como son los sistemas de medición continua.

Independientemente de cómo la administremos sigue siendo necesario inyectarnos la insulina.

Por eso, en nuestro artículo de hoy, hablaremos de los diferentes tipos de insulina que existen y de cuándo y cómo conviene utilizar cada uno.

¿Qué es la insulina?

La insulina es una hormona que produce nuestro páncreas, cuya principal función es la de ayudar al transporte y almacenamiento de la glucosa en las células.

Como sabéis, la glucosa es el principal combustible de nuestro organismo, así que su cometido es vital.

Inyección insulina

Cuando una persona con diabetes es insulinodependiente, necesita inyectarse la insulina en ciertos momentos para que sus niveles de glucosa en sangre sean los adecuados y que esta hormona pueda cumplir con su función.

El mismo páncreas produce dos tipos de insulina diferente: una constante, que ayuda a mantener los niveles siempre dentro de unos baremos estables (secreción basal); y una rápida que se segrega cuando el organismo así lo requiere, como por ejemplo después de las comidas (secreción pulsátil).

Como vemos, el páncreas actúa de una forma determinada en función de nuestras necesidades.

Cuando hemos de inyectarnos insulina hemos de actuar de la misma forma, y por eso existen diferentes tipos de insulina que podremos administrarnos según convenga.

Tipos de insulina

La insulina suele clasificarse en función de la duración de la acción.

Esto quiere decir que encontraremos insulinas cuyo efecto en el organismo puede ser más o menos rápido, para precisamente simular el trabajo que hace el páncreas.

Como hemos visto en nuestra guía práctica de la insulina, los tipos de insulina que tenemos a nuestra disposición actualmente son los siguientes:

  • Insulinas de acción ultrarrápida (análogos rápidos). Su efecto se empieza a dar a los 15 o 30 minutos. El pico sobre la 1:30 o 2:00 y su duración es de 3 a 4 horas.
  • Insulinas de acción rápida (regular) A los 30 minutos comienza su efecto. Entre la segunda y la cuarta hora se da su pico y su efecto dura entre 6 y 7 horas.
  • Insulinas de acción intermedia (NPH) Tarda entre 1 o 2 horas en hacer efecto y alcanza su pico máximo entre las 6 y 8 horas. Tiene una duración de entre 12 a 16 horas.
  • Insulinas de acción lenta (análogos basales) El efecto empieza igual que en las insulinas de acción intermedia y no tiene pico máximo. Su duración está entre las 20 y las 24 horas.
  • Insulinas mixtas (Mezclas de insulinas con distintas proporciones) La curva de acción dependerá de la proporción de rápidabasal de cada mezcla. La duración está entre 10 y 16 horas.
  • Insulinas de acción ultralenta (insulina degludec) o Insulinas de acción prolongada Tienen un efecto de estabilización de entre 2 y 3 días.  No tienen pico de acción y su duración se estima por encima de las 42 horas.

Otra de las cosas a tener en cuenta sobre la insulinas, y que aparece en la lista que hemos elaborado, es cuando la insulina tiene su pico de acción.



El pico es el momento en que la insulinas tendrá su máximo efecto y por lo tanto los niveles de glucosa descenderán, por lo que es importante conocer el pico de acción de cada tipo.

Las insulinas basales (ultralentas o de acción prolongada), de las que os hemos hablado recientemente en este artículo, y que son aquellas que buscan mantener nuestro nivel de glucosa estable de forma constante, no tienen pico de acción.

Y recordad que ante cualquier duda o consulta sobre el tratamiento con insulinas, debéis acudir a vuestro médico especialista en diabetes.



 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Referencias:

La información proporcionada en este artículo no reemplaza la relación entre el profesional sanitario y su paciente.

En caso de duda, consulte siempre a su profesional sanitario de referencia.

error: Content is protected !!
>