fbpx Saltar al contenido

Postres Para Diabeticos

10 Postres Para Diabeticos

Sabroso postres para el verano: copa de helado con frutas

Postres Las jornadas de temperaturas elevadas son ideales para disfrutar esta opción gastronómica.

Con esta receta se conseguirán cuatro porciones de 170 calorías cada una.

Apto para: diabético y celíaco.

Ingredientes:

  • 4 bochas de helado diet
  • 2 tazas de ensalada de frutas variadas
  • 4 cucharaditas de cacao amargo o canela molida, a gusto

Preparación:

Confeccionar una ensalada de frutas, y repartila en cuatro copas de pie.

Acondicionar el helado sobre cada una, y espolvorearle el cacao o la canela.

En muy pocos pasos, se obtiene esta sabrosa preparación.

¿Y si probás hacer una mermelada de frutilla light?

Tu cocina se puede convertir en el lugar ideal para poner en práctica nuevas opciones culinarias.

Esta receta rinde 15 porciones; cada porción de mermelada, que consiste en una cucharada, representa 28 calorías.

Apto para: hipertenso, diabético, colesterol elevado, ovolactovegetariano y celíaco.

Ingredientes:

  • 300 g de frutillas
  • 10 g de semillas de chía
  • 2 cucharadas de stevia o sucralosa
  • 1 cucharadita de canela -opcional-
  • 1 cucharadita de esencia de vainilla -opcional-
  • Jugo de ½ limón -opcional-

Preparación:

Lavar, escurrir y cortar las frutillas.

Luego, colocarlas en una olla junto al jugo de limón y el edulcorante, mezclar y cocinar a fuego medio por 15 minutos.

En la mitad del tiempo de cocción agregarle la canela y la esencia de vainilla.

Posteriormente, adicionar la cucharada de semillas de chía, remover y dejar espesar durante 10 minutos antes de colocarla en un recipiente de vidrio -que debe estar previamente esterilizado- y guardar en la heladera.

Se debe consumir antes de que se cumplan las dos semanas de elaboración.

Consejo: para esterilizar un frasco de vidrio, colocar agua a hervir y sumergir el frasco y su tapa.

Es necesario tapar la olla y dejar hervir por cinco minutos.




Sabroso postre para el verano: crema de vainilla con frutas

En esta oportunidad, te proponemos una opción ideal para toda la familia.

Respetando las cantidades mencionadas se obtendrán cuatro porciones.

Apto para: diabético y celíaco.

Ingredientes:

  • 600 cm³ de leche
  • 1/3 taza de duraznos, manzanas y frutillas
  • 6 cucharadas de azúcar
  • 3 cucharadas de almidón de maíz
  • 1 cucharadita de vainilla

Preparación:

Calentar la leche con el azúcar y reservar.

Mientras tanto, diluir en un bol el almidón de maíz en media taza de agua fría.

A esta preparación incorporarle la leche caliente, añadirle la vainilla e integrar bien todos los ingredientes.

Después, colocar esa mezcla en una olla y llevarla a fuego lento.

Es necesario revolver constantemente hasta que empiece a esperar.

Una vez llegado a ese punto, apagar el fuego, retirar y dejar enfriar.

Cuando pierda la temperatura, agregarle las frutas cortadas en trocitos.

Nota importante: Para que la receta sea apta para diabéticos, se debe sustituir el azúcar por tres cucharadas de edulcorante para hornear.

 

Elaborá tu propia mermelada de ciruela light

Siguiendo las indicaciones se conseguirá una excelente opción para emplearla en cualquier momento del día.

Esta receta rinde un kilo de mermelada -son cuatro frascos- y cada cucharada aporta 10 calorías.

Apto para: hipertenso, colesterol elevado, ovolactovegetariano, diabético y celíaco.

Ingredientes:

  • 1 kilo de ciruelas
  • 3 g de edulcorante sucralosa o stevia
  • 1 rama de canela

Preparación:

Lavar y cortar las ciruelas -con las semillas incluidas-, colocarlas en una olla junto a la stevia, tapar y dejar cocinar a fuego lento revolviendo de vez en cuando para que no se pegue y logre largar su jugo.

Cocinar durante 30 minutos y añadirle la canela.

Seguir revolviendo y una vez que las ciruelas estén deshechas se deberá destapar y revolver hasta que se espese.

Apagar el fuego, dejar enfriar y envasar.

Esta preparación tiene que conservarse en la heladera.

Consejo: para esterilizar un frasco de vidrio, colocar agua a hervir y sumergir el frasco y su tapa.

Es necesario tapar la olla y dejar hervir por cinco minutos.




Época ideal para una mermelada de tomate casera y light

Animate a elaborar esta receta pensada para que rinda 800 gramos y que puede ser disfrutada en cualquier momento de la semana.

Cada porción de mermelada, que consiste en una cucharada, representa 25 calorías.

Apto para: diabético, hipertenso, celíaco, ovolactovegetariano y colesterol elevado.

Ingredientes:

  • 1 kilo de tomates maduros
  • 7 g de gelatina sin sabor
  • 2 g de stevia o sucralosa
  • Jugo de un limón

Preparación:
Colocar agua en una cacerola y cuando esté hirviendo agregarle los tomates y dejarlos por unos instantes.

Sacarlos y situarlos en un recipiente con agua fría para poder pelarlos con facilidad; retirarlos, cortar cada tomate a la mitad y quitarles las semillas.

Luego, licuarlos hasta obtener una crema espesa.

Llevar esa preparación a fuego suave y revolver con una cuchara de madera hasta que la crema se concentre -en el caso de ser necesario, agregar un poco de agua-.

Incorporarle la gelatina mezclada con el jugo de limón y el edulcorante, y dejar hervir durante un minuto.

Inmediatamente, envasar empleando frascos esterilizados y calientes.

Cuando se enfríe, guardar en la heladera.

Consejo: para esterilizar un frasco de vidrio, colocar agua a hervir y sumergir el frasco y su tapa.

Es necesario tapar la olla y dejar hervir por cinco minutos.

Una opción ideal para merendar: budín de manzana

Tu cocina se puede convertir en el lugar perfecto para experimentar con nuevas recetas.

En esta oportunidad, respetando las cantidades de los ingredientes se conseguirán seis porciones.

Apto para: ovolactovegetariano, hipertenso, diabético y celíaco

Ingredientes:

  • 150 g de ricota
  • 4 manzanas verdes ralladas
  • 3 yemas
  • Cáscara rallada de tres naranjas
  • Jugo de tres naranjas
  • 6 cucharadas de leche descremada en polvo
  • 1 cucharada de polvo de hornear
  • 1 cucharadita de esencia de vainilla
  • Aceite, cantidad necesaria
  • Edulcorante, a gusto

Preparación:

Primero, procesar o licuar la ricota y luego incorporarle las manzanas ralladas, la esencia de vainilla, el polvo de hornear, el jugo y la cáscara rallada de las naranjas, la leche en polvo, las yemas y el edulcorante.

Mezclar bien todos los ingredientes hasta lograr una pasta homogénea.

Posteriormente, volcar la preparación en un molde de budín -previamente untado con aceite- y hornear a fuego moderado durante 45 minutos.

Dejar entibiar para después desmoldar.

Postre light de durazno y kiwi

Ingredientes:

  • 2 duraznos en almíbar light (4 mitades)
  • 1 kiwi
  • 3 cucharadas de queso blanco light
  • 2 cucharadas de agua
  • 1 cucharada de nueces picadas finas
  • 1 cucharada de edulcorante natural en polvo (stevia o sucralosa)
  • 3 cucharaditas de canela en polvo
  • 2 cucharaditas de esencia de vainilla
  • Hojas de menta, a gusto

Preparación:

Tomando en cuenta las cantidades de los ingredientes se obtienen cuatro porciones y cada una contiene 60 calorías.

En primer lugar, quitar una rebanada de la parte de atrás de cada durazno con el fin de poder apoyarlos en un plato.

Luego, picar muy bien esos trozos sobrantes y mezclarlos con el queso blanco, el edulcorante y la esencia de vainilla.

Por otra parte, procesar el kiwi -previamente pelado- junto a dos cucharadas de agua y una cucharadita de edulcorante en polvo.

Luego, rellenar el centro de los duraznos con la preparación anterior, espolvorearles la canela y añadirles las nueces picadas.

Al momento de emplatar, colocar un poco del licuado de kiwi, situar encima los duraznos rellenos y utilizar hojas de menta fresca para la decoración.

En sencillos pasos se puede degustar esta rica propuesta.

Melón relleno

Ingredientes:

  • 1 melón
  • 01 taza de frutillas, arándanos y uvas -cortados en trozos-
  • 1 paquete de gelatina, del sabor que se prefiera
  • Agua, cantidad necesaria

Preparación:
Respetando las cantidades recomendadas de los ingredientes se obtendrán cuatro porciones.

Se empieza por cortar el melón en dos partes iguales para sacarles todas las semillas.

Por otro lado, colocar 12 cucharadas de gelatina en dos tazas de agua caliente y disolverlas; luego, agregar una taza de agua fría.

El paso siguiente consiste en lavar todas las frutas, cortarlas y mezclarlas con la gelatina; esta preparación se acondiciona en las mitades del melón y se llevan a la heladera hasta que solidifiquen.

En pocos pasos se obtiene una propuesta saludable para toda la familia.

Nota: En el caso de utilizar gelatina dietética, esta preparación también podrá ser consumida por diabéticos.

Decorar a gusto.